sábado, 31 de diciembre de 2011

...and a happy new year!


Este año que acaba me ha enseñado muchas cosas.
A saber lo que significa perder a un ser querido. Es unas diez mil veces peor de lo que se espera.
Pido por todos aquellos que se han ido en este 2011 y nos han dejado la vida un poco más vacía. Se han ido pero no se olvidan.
También he aprendido quien importa de verdad. Aunque ha tenido que llegar el fin de este año nefasto para darme cuenta de ello. Las personas que tienes a tu lado son las que importan. Las que pasaron sin dejar huella no merecen tu tiempo. Y aquellas que pasaron, calaron y se fueron, esas son las que no van a ocupar ni un solo segundo de este 2012 en mi pensamiento.
He aprendido lo que es estar con alguien y ser felices. Y sólo puedo decir que quiero acabar este año que empieza tal como comienza, contigo a mi lado.
No le pido al año nuevo ni milagros, ni cosas imposibles; sólo que sea un poquito mejor que el 2011.

FELIZ AÑO NUEVO